Despúes de veinte años y aún no saben nada de ellos

0
894

La Policía recuerda a sus miembros desaparecidos durante las tomas guerrilleras. Sus familiares aún tienen la esperanza de que aparezcan


Comenzó la conmemoración de la Semana de los Desaparecidos en el marco del conflicto armado. La Policía y las comandancias Departamental del Meta y Metropolitana de Villavicencio no fueron la excepción y recordaron a sus camaradas desaparecidos en la línea del deber. En la plazoleta del Villa Julia en la capital del Meta tuvo lugar un homenaje en el cual familiares, uniformados y representantes de instituciones humanitarias estuvieron presentes.

Stereonoticias tuvo la oportunidad de hablar con tres familiares de policías desaparecidos en la Toma de Mitú, ocurrida el 1° de noviembre de 1998 en la capital del Vaupés.

Janeth Figueredo, hermana del patrullero Freddy Figueredo Piñeros, dijo que desde el día de la toma “no se supo nada más de él hasta el momento. No sabemos nada“. Añadió que él, a sus 19 años, llevaba apenas dos meses en la Policía y que la última comunicación que tuvieron fue una carta en la cual les manifestaba su contento de estar en la institución y que quería salir con ella y el resto de sus hermanos una vez terminara su estancia en Mitú. Igualmente añadió que ella, después de la toma, y en plenos diálogos de paz entre las FARC y el entonces presidente Andrés Pastrana, fue junto con otros familiares a San Vicente del Caguán “hablamos con Simón Trinidad y nos dijo que ellos no lo tenían y que se lo reclamáramos al Gobierno. Le dijimos que ya se lo habíamos reclamado al Gobierno y que éste no nos decía nada tampoco, y entonces él se cerró ahí“.

El subintendente de 27 años de edad Freddy Orlando Ortiz Herrera también desapareció ese 1° de noviembre de 1998 y su esposa, Judy Calderón, sigue esperando a este bumangués padre de un hijo de 20 años que aún no conoce aparezca pues desapareció cuando aún estaba embarazada. “Hemos reclamado, ido a audiencias y esperamos que con las JEP de pronto nos den respuesta acerca de nuestros familiares” dijo la señora Calderón quien además dijo a Stereonoticias que en ese entonces, en Mitú, “Yo vivía a cuadra y media del Comando de Policía. Simplemente él me echó un colchón encima de la cabeza y pues yo, con siete meses de embarazo…  Me dijo que no me moviera de ahí que él volvía… y nunca volvió“.

Estela Peña de Dimas es la madre del patrullero Hernan Darío Dimas, quien tenía 19 años al momento de la desaparición, también fue partícipe de la conmemoración en Villavicencio. “Yo hablé con él el 31 de octubre, en la noche, por teléfono. Y él me dijo que la guerrilla se iba a meter ahí pero se sabía en qué momento y que estaba peligroso“. Asimismo dijo que ella también fue a San Vicente del Caguán y habló con “Simón Trinidad” quien le dió la misma respuesta que a Janeth Figueredo, Mientras tanto, asegura que la Policía no la ha dejado en desamparo pues “nos pensionaron a los dos años de la tragedia y de ahí nos sostenemos mi hija y yo” afirmó.

Dejar respuesta