Intervenidos frentes de minería ilegal en el corazón de la Amazonía

0
496
Las labores investigativas dispuestas por la Fiscalía General de la Nación en la ‘Estrategia contra la Deforestación en la Amazonía’ pusieron al descubierto una agresiva actividad de extracción  ilícita  de  oro  sobre  el  Río  Puré,  una  fuente  hídrica  ubicada  en una  zona  de especial protección, reconocida como Parque Nacional Natural por su diversidad ambiental y servir de albergue a Los Yurí, una de la pocas etnias aisladas del país.

En una operación conjunta de la Fiscalía y la Policía Nacional se hizo una verificación en el área.  A  lo  largo  del  cauce  fueron ubicados 10 ‘dragones’, unas gigantescas estructuras de dos niveles que succionan grandes cantidades de tierra y minerales, y vierten toneladas de sustancias tóxicas a las aguas.

Durante    las    diligencias    se encontraron las    máquinas    en pleno funcionamiento. Adicionalmente, fueron hallados elementos probatorios como agendas con registros sobre la producción ilegal, celulares, combustible y mercurio.

De igual manera, se constató el grave daño ambiental que el dragado habría generado en el corazón de la Amazonía y ponía en riesgo la sostenibilidad del pueblo indígena los Yurí, una  comunidad  que  decidió  aislarse  de  la  civilización.

En  ese  sentido,  el  personal  de  la Policía destruyó los ‘dragones’ como lo establece la normatividad. En el lugar fueron capturados tres hombres, dos ciudadanos brasileños y uno colombiano.

Un  fiscal  de  la  Dirección  Especializada  contra  las  Violaciones  a  los  Derechos  Humanos imputó   a   los   extranjeros   el   delito   de   violación   de   fronteras   para la   explotación   o aprovechamiento  de  los  recursos  naturales;  mientras  que  a  la  otra  persona  le  formuló cargos   por   explotación   ilícita   de   yacimiento   minero,   invasión   de   áreas   de   especial importancia ecológica, daño a los recursos naturales y contaminación ambiental.

Las investigaciones dan cuenta de que los ‘dragones’ ingresaron de Brasil y avanzaban en territorio  colombiano  por  el  Río  Puré.  La  operación  criminal  estaría  a  cargo  de  dos estructuras conocidas como ‘Los Caqueteños’ y ‘Yapurá’.

Dejar respuesta